Vosotros, solidarios. (Esopra)

Shares

Nota del autor: “Las generalizaciones y los exabruptos son, faltaría, licencias literarias del momentum irae. No se dé por aludido quien no deba”.

Dice Vidal-Quadras:

“Hemos alcanzado ese punto terrible en el que, como decía Tácito de los últimos tiempos de la República romana, no podemos soportar ni nuestros males ni sus remedios. En efecto, la obligación ineludible de equilibrar el presupuesto del Estado nos conduce a todo tipo de medidas de austeridad que derivan en recortes de beneficios sociales, de inversión en infraestructuras, de fomento a la investigación y al desarrollo y de salarios de los funcionarios, acompañadas de fuertes subidas de impuestos directos e indirectos”

Recalco:

“En efecto, la obligación ineludible de equilibrar el presupuesto del Estado nos conduce a todo tipo de medidas de austeridad que derivan en recortes de beneficios sociales,… ”

Decepcionante. Se acabó.

Y leyendo cosas uno no puede por menos que desalentarse, mucho.

¿Se lía la mundial? ¿Ahora, desgraciados?

Tres millones (3.000.000) más en la puta calle y ahora, que los 14 millones que a duras penas trabajamos sencillamente NO PODEMOS pagaros, vosotros que sois doscientos treinta mil más desde que empezamos el resto a jodernos, vosotros, tantísimos arribaparias de la tierra, vosotros que renegáis de la libertad ajena y maldecís la codicia pero ejercéis como los más codiciosos y no estáis dispuestos a ceder un ápice de vuestros privilegios, vosotros, que estáis dispuestos a seguir extorsionando hasta la inanición a quienes os pagan, vosotros que aludís a vuestra imprescindibilidad y sólo dais una mierda de servicio, vosotros que miráis sin respeto por encima del hombro a quienes debéis servir y respetar, ahora, sólo ahora ponéis pies en pared.

Que os den.

Esopra.

Shares

3 Respuestas a “Vosotros, solidarios. (Esopra)”

  1. Daoiz, espero tu aportación.
    Teniendo en cuenta el tamaño del Estado en ejtepaís es normal que duela que “por fin se metan con los funcionarios”. Pero hay funcionarios y funcionarios, aunque suene demagógico. Desde luego, no todos comulga(ba)mos con el “arribapariasdelatierra” de la ideología oficial u oficialita a quienes se refiere Sefuela: ahi ha estado la web de DESECUDATIVOS dando caña entre los profes de secundaria, ayunos de solidaridad por ser fachas desafectos a las maravillas de la ingeniería social e ideológica educativa. Algunos han (hemos) terminando arrastrados por la desmotivación absoluta, cayendo enfermos, refugiándonos en la familia, el trabajo negro o la literatura, o cayendo en un laissez-faire que NO define de ninguna manera al que curra como loco para sacar adelante a un engranaje que no se lo merece. Lo peor: generaciones bien preparadas tiradas por la borda siempre.

  2. Pese a la nota inicial, y con todo respeto al autor, al que tengo el placer de conocer personalmente pero con el que guardo muchas afinidades en materia de pensamiento, me veo obligado a responder a su entrada y a muchos comentarios que leo en este, otros blogs y twitter, llenos en mi opinión de inexactitudes y lugares comunes acerca de los funcionarios.

    No tengo tiempo ahora pues debo salir a pasar un domingo festivo con mi familia, pero esta noche daré cumplida respuesta emocional y, espero, intelectual. Hasta entonces.

    Saludos 

Los comentarios están cerrados.