Las consecuencias de Fukushima: inundemos el Bierzo

Shares

Tras la catástrofe atómica de la central nuclear en Fukushima, ya nadie se atreve a negar o poner en tela de juicio lo evidente: debemos fomentar, al precio que sea, la implantación y el uso de las energías renovables. Los cientos de miles de millones necesarios para ello en los próximos diez años habrán sido nuestra aportación para un mundo más feliz, más seguro y más sostenible.

Debemos diseñar y fabricar nuevas señales de tráfico, que colocadas en los alrededores de las centrales nucleares ya apagadas, nos adviertan no sólo del peligro de circular cerca de ellas, también nos obliguen a dar la vuelta inmediatamente.

Dado que el nivel de ahorro de los españoles se encuentra en momentos precarios, será necesario un aumento en los impuestos a los superricos. Todo aquél que gane más de 2000 euros al mes, deberá ser gravado con un nuevo impuesto solidario: el ISFP (Impuesto sobre el Futuro del Planeta). Si usted es dueño de una empresa generadora de energías renovables, quedará exento de pagar el ISFP.

Los cálculos más optimistas, sin embargo, no preven que sea posible cubrir la necesidad de presupuesto sólo con el ISFP. De ahí que se haya creado una Comisión interministerial con el encargo de aportar soluciones al problema de la financiación. Fuentes bien documentadas nos adelantan algunos puntos que se discuten en estos momentos:

–         desvío del 10% del presupuesto de Sanidad al Fondo Renovable-Sostenible. El personal sanitario vía “Horas por un mañana sostenible” (nuevo programa ideado por la actual Ministra del ramo) renunciará al 10% de su sueldo sin dejar por ello de trabajar.

–         Desvío del 5% de las ayudas totales al cine y la música españoles al fondo Renovable-Sostenible. La inicativa nace de la SGAE y la Academia del Cine, quienes ya han anunciado una subida del 7% en el Canon Digital y los precios de distribución de películas. A preguntas de los periodistas, la Ministra Gonzalez Sinde afirma que no existe relación entre las dos medidas anunciadas.

–         Inmediata retirada de las tropas españolas implicadas en la guerra de Libia

–         Los Eurodiputados donan 3 euros por viaje en avión, siempre que se les garantize continuar viajando en primera.

–         Eliminación de las ayudas al Tercer Mundo. Después de todo, en estos países se emite demasiado CO2 y el planeta está superpoblado.

Pero el que sin duda será el Gran Proyecto Ecológico-Renovable-Sostenible Español del siglo XXI nace de la gestión conjunta de Rodríguez Zapatero, Leire Pajín, José Blanco y Bibiana Aido: la Gran Presa de Cacabelos. La idea es construir un gran muro doble de dos alturas que rodee a todo el Bierzo (geográficamente una depresión, como saben) y llenar con las aguas del Sil (y algún que otro litro trasvasado del Bernesga) la nueva inmensa bañera ecológica. El muro exterior estará coronado con molinos eólicos situados cada 100 metros y la parte superior del m uro interior estará compuesta de placas solares de alto rendimento (cuando hace sol, claro). La energía generada por los sistemas fotovoltaicos se utilizará para poner en funcionamiento gigantescas bombas de agua que trasvasan el liquido elemento desde la bañera interior a la exterior, más elevada. Por la noche, este agua se deja volver libre a la bañera interior y libera así la energía acumulada durante el proceso diurno. Este sistema, sumado a la energía generada por los molinos, promete tropecientos millones de megawatios, nos dice José Blanco. Además se crearán 35 puestos de trabajo espcializados, necesarios dado que los 7 interruptores de puesta en funcionamiento y apagado de la planta sólo pueden ser manejados por 5 hombres (o mujeres, eh?) fuertes a la vez.

El señor Blanco reconoce el alto coste del proyecto, que sin embargo contribuirá de forma definitiva a mejorar las condiciones de vida en el planeta. Una disminución de 0,00001°C en la temperatura global, reducción de emisiones de CO2 en 0,0000000000002 ppm al año y, debido a los recortes en sanidad y ayudas al tercer mundo, una reducción de la población mundial del 0,0001%

No me dirán que no es una gran idea!

Shares

19 Respuestas a “Las consecuencias de Fukushima: inundemos el Bierzo”

  1. Lo has “bordao”……….Yo habria añadido que todos los parados se pasasen pedaleando todo el día en bicicletas unidas a un alternador para producir mas electricidad……………Puestos a inventar.

  2.   Dice que el coste del accidente será de 90.000 M€.

      Desmantelar el reactor de Three Miles Island costó el equivalente de 2.000 M€. Si lo multiplica por seis son 12.000 M€.

  3. Aranguren repite todos los mitos en contra de la energía nuclear y en favor del gas – eólica.

    Por ejemplo si todo el mundo hubiese invertido lo mismo que España en energía eólica se habrían invertido en el mundo 5.000.000 M€.

    Con  5.000.000 M€ se construyen 1.600 centrales de 1 GW de potencia capaces de producir  12.750 TWh al año durante 60 años.

     Sobran comentarios.

  4. Lo más alucinante de todo a mi parecer, es el abandono que está sufriendo Japón de los países occidentales “tan solidarios ellos” . Da la sensación de que les están dejando a su suerte a ver si peta fukushima y a ser posible alguna nuclear más para que terminen de ahogarse en un tsunami nuclear mientras a nosotros nos llega un tsunami del tipo “nunca mais” patrocinado por Exon Green Life. Les saldrá el tiro por la culata, no se dan cuenta de que con los Japoneses han topado …….

  5.  
    ¿Ahora que el gobierno iba a retomar la explotación de las minas de oro de Las Médulas como medida estrella para salir de la crisis?
    Que disgusto para la Ministra Salgado

  6. No se si lo que se plante aquí es una joda o no. Si vamos a retirar los subsidios al tercer mundo, también dejemos de exprimirlos salvajemente, como hacemos, y asi la situación se compensa.
    La mejor manera de bajar las emisiones de CO2 es bajar el consumo. Menos tapas! menos baile! menos joda! Ah! no les gusta? Vaya hipócritas!
    Que bueno es opinar con el estómago lleno!

  7. Seriamente y sin cachondeos, he oído a Pilar Cernuda como nos transmitía el malestar existente en Japón por la reacción occidental producida ante tanto desastre padecido por ese país; de “cachondeo” le parecía a un diplomático japonés, de que nos hayamos quedado en Fukushima, olvidándonos el enorme trauma que supone para una nación la desaparición de unas treinta mil personas, con pueblos enteros destruídos, y el arrasamiento de los medios de vida de millares de supervivientes. Fuera cachondeos, a mí también me parece un cachondeo tanta fijación en Fukushima, la energía nuclear y las renovables; acabaremos con ponga usted un molino en su casa y placas solares hasta en el sombrero. 

    1. Como todo el mundo sabe, la energía nuclear es sumamente peligrosa.  Cualquier cosilla (2 terremotos y un tsunami) han hecho que nos demos cuenta de lo peligrosa que es.
      En Garoña, van a colocar un muro anti-tsunamis.
      Ahora en serio. Si no hay visión de conjunto, mal vamos.
       
       

  8. Ya hablando superenserio hay otro factor que no debemos olvidar y hace inviable el proyecto:

    En el Bierzo se ubica la central de Compostilla, que quema principalmente carbón nacional subvencionado. Si se inunda la central, deja de quemar carbón. Y si se deja de quemar carbón, a ver como justifican las subvenciones.  Y sin subvenciones, ¿que pasa con la fiesta de Rodiezmo?

    ¡Por el mantenimiento del pesebre, no a la inundación del Bierzo!

  9. Ya veo que a la vista de la evolución del accidente en Japon, a los defensores de la energía nuclear en este foro no les queda otro remedio que ir al pseudochiste.

    ¡Vaya liberales!:
    ¿Quien va a pagar las decenas de miles de millones que costará este accidente, que en algunos medios de las empresas de seguros  dicen que ascenderán a 90.000 millones de euros?. Desde luego no el propietario de las 6 centrales, que por convenio internacional  de Paris tiene limitado su riesgo en caso de accidente nuclear a 700 millones de euros por reactor. Y es que con absoluto cinismos los defensores de la energía nuclear dicen que son seguras pero exigen, y obtienen, el provilegio de eludir el coste de las responsabilidades en caso de accidente.

    Y este foro “liberal” riendole las gracias al sector nuclear.

    Tampoco llama la atención de los presuntos “liberales” de este foro el hecho de que gran parte de la supuesta competitividad de las centrales nucleares se basa en el privilegio reglamentario de funcionar obligatoriamente como centrales “base”, es decir de poder producir 7.000 hporas al año haya o no haya demanda, de manera que sean “otros”, normalmente las termicas de ciclo comibinado, quienes se queden sin funcionar y asuman los costes de estar paradas.

    Alli donde hay libertad de mercado electrico, las centrales de ciclo combinado son mas baratas que las nucleares, porque pueden funcionar esas 7.000 u 8.000 horas anuales adaptandose rapidisimamente a la demanda, mientras que las centrales nucleares son tan torpes que no pueden adaptarse a la demanda y no pueden entrar ysalir del mercado segun necesidades.

    Y desde luego sustituir el 6% de la energia mundial, que es lo que aportan las más de 400 centrales nucleares actuales, no es cosa muy dificil. Viene a ser el equivalente a lo que crece el consumo mundial de energía en 3 años.  Un dato: si todo el mundo hubiera invertido en eolica lo mismo que españa, en relacion al PIB, la produccion mundial de energía eolica seria hoy de 1.900 Twh, que se compara razonablemente con los aproximadametne 2.700 Twh que producen las centrales nucleares.

    Desde luego en condiciones de mercado el gas le gana a la nuclear en precio y flexibilidad. Tambien en reservas: en estos momentoss las reservas de gas se han multiplicado por cuatro, como consecuencia de las nuevas técnicas de extracción, y son válidas para 250 años de consumo actual. Su precio tambien ha caido, sobre todo en USA , lo que unido a que las centrales de ciclo combinado han elevado su rendimiento al 55-57%, frente al raquítico 33% de las centrales nucleares, da como resultado que en condiciones de libre mercado ningun empresario opte por la nuclear frente al gas.
    Otra cosa son los mercados cautivos, donde se le obliga al consumidor a someterse a los intereses del lobby. En esos paises, que son la mayoria, el consumidor tiene que ausmir los riesgos de la central nuclear, subvencionarles por diversas vías sus costes reales (en especial los ligados al riesgo de accidente y a la gestion de las centrales una vez agotada su vida)  y darle prioridad en el día a día frente a otras opciones mas eficaces.

    Vival el liberalismo.

    1. A uno le hace bastante ilusión lo de pertenecer al lobby nuclear, nunca he pertenecido a ninguno y me alegra que me lo comuniques, hasta el momento no tenía noticia, pero ya ves, no hay comentario que por bien no venga.
       
      Claro que, siendo negacionista y recibiendo todos los meses un cheque de Exxon, ya me dirás a quién tengo que reclamar ahora el cheque, porque me temo que ya no me lo vana pagar los mismos que ahora te pagan a ti. O igual nos tienen comprados a todos, a saber.
      http://www.invertia.com/noticias/articulo-final.asp?idNoticia=2259777
       

    2. 1)  ¿Qué tiene que ver el liberalismo con la energía nuclear? Por cierto, ¿dónde está ese “libre mercado” en el que un empresario puede decidir libremente construir una central nuclear?
      2) El día que todas las empresas y todos los ciudadanos tengan la obligación de contratar un seguro por todos los daños imaginables y por imaginar, entonces se le podrá exigir lo mismo a los propietarios de centrales nucleares. Por ejemplo, obligar a todo el mundo, propietarios de viviendas incluidos, a suscribir un seguro para el caso de muertes debidas al derrumbamiento del edificio, incluyendo las visitas.
      3) Normalmente, los seguros no cubren los daños debidos a catástrofes naturales, como es el caso de Fukushima.
      4) ¿Puedes decirme cuál es ese privilegio reglamentario que da preferencia a la energía nuclear? Que yo sepa, la energía se subasta, sin importar el origen, y son las compañías eléctricas las que deciden qué centrales paran y cuáles no.
      5) El 80% de la energía francesa es nuclear. Esto es, no hay razones técnicas para que las centrales nucleares operen únicamente en base.

  10. No des ideas, que hay mucho loco suelto por ahí que se cree los cuentos de scifi.
     
    Aunque bien mirado, lo que estamos viviendo parece un cuento de ciencia-ficción hecho realidad, una pesadilla SF, más bien.
     
    Saludos. E.

Los comentarios están cerrados.