Sin complejos

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La ciencia avanza, a pesar de la izquierda. La verdad saldrá a la luz, a pesar de la izquierda.

Vota a Desde el Exilio en Bitácoras.com (y si no, o además, vota a Esplugas o a Colmenares)

¡¡Confiamos en ti!!

¿Pero qué coño hace Estercolar en primera posición?

<
<
<

Venga, a votar! Gracias.

Germanico

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

36 comentarios en «Sin complejos»

  1. El mineralismo va a cheeegar.

    ¿Que pintan aquí la calcita y/o la siderita?

    ¿O es una gracieta?

    Argggggh ¡Que trauma! ¡Jamás entenderé el sentido del humor de esos chicos tan listos!

  2. Bobos como tú hacen ciertas esas afirmaciones, y algunas otras más divertidas.

    Disculpa que no te explique a qué me refiero, porque no lo entenderías.

    Besitos Lysenkitos

  3. Por ciertoooooo, y que no se me pase, Emilio.

    Al decir que “realmente hace falta ser muy infantil, muy ingenuo y muy poco inteligente” insultas. Al decir que nos “transformarnos en remedos imperfectos e ineficaces de la misma izquierda que decimos combatir” y que “un cerdo te gruñe” insultas asimismo a la izquierda o a la parte de la izquierda a la que te estés refiriendo.

    Lo que pasa es que es muy cool insultar a izquierda y a derecha a partes iguales, decir que los extremos se tocan y cosas del estilo.

    Es que hay que ser moooooderaaaaaadooooossssss

  4. Emilio,

    En general suelo utilizar argumentos, pero a veces recurro a fórmulas breves que apestan en la medida que definen.

    Si te parece que son en sí definitorias de quien las utiliza, pues vale. Cuando mi amable anfitrión exiliado decida que sea yo quien ha de exiliarse me iré sin hacer ruido. Mientras no sea así -quizás porque no de la debida importancia a tamaños exabruptos- procuraré exponer, ora extensa ora brevemente, mis ideas y opiniones, más o menos acertadas, más o menos valoradas por los demás, más o menos moderadamente. Pero este post se titula sin complejos.

    Dices:

    Y ni siquiera para la consecución de fin alguno es útil esa estrategia. Cada vez que uno de nosotros miente, la izquierda se envalentona. Cada vez que uno de nosotros insulta, la izquierda se regocija. Cada vez que uno de nosotros abjura de sus principios, la izquierda, exultante, lo señala con el dedo y se ríe. En el lodo no hay vencedores, sólo víctimas, todas revueltas. Realmente hace falta ser muy infantil, muy ingenuo y muy poco inteligente para pensar que diciendo “izmierda” se apunta uno alguna clase de puntos en no sé muy bien qué clase de competencia o se le hace daño a alguien salvo a uno mismo, a su propia estima y a la inteligencia en general.

    No sé de qué estrategia hablas. No es una estrategia. No tengo grandes aspiraciones, quizás por eso no me obsesiona demasiado la repercusión de mis palabras. No adjuro de ningún principio al señalar determinados focos infecciosos como lo que son, sino que antes bien creo que hago lo correcto. La risa y el regocijo de la izquierda forman parte de su escenificación grosera y grotesca, que se muestra pastosamente “moderada” “dialogante” y dispuesta a “Alianzas” cuando le dan la razón acríticamente (o como a los tontos) y sumamente escandalizada y falta de formas cuando le señalan sus indubitables defectos.

    Seré muy infantil, muy ingenuo y muy poco inteligente, pero si es así no es por ganar puntos en no sé qué clase de competencia, sino porque soy “ansín”.

    Si te escandalizas por la palabra izmierda y no lees nada más, quizás nunca llegues a comprender lo que hay detrás de la misma, dicha por quien la dice. Pero eso….tampoco me importa, francamente.

  5. Voté. Entre otras cosas, por Juano. Qué tío. Alerta de aforismos…

    “Quisiera ser más joven para saberlo todo, pero soy mayor y sigo siendo imbécil”.

    Amén.

  6. Emilio: Antes de nada, discúlpame. Tengo el detector de pureza liberal estropeado y no puedo saber si has “perdido cualidades” (lo dejamos ahí, lo de pedir el carné a la gente me sigue pareciendo de mala educación y antes prefiero invitarte a unas cervezas). Es más, creo que todos han averiado sus detectores.

    Somos principalmente tres personas los que publicamos en DE. Normalmente, de hecho, son dos, Luis y Germánico.

    El trabajo de Luis está relacionado con cuestiones del calentamiento global. En mi opinión, un trabajo más que aceptable, siendo casi seguramente el único liberal que aborda el ecologismo.

    Germánico publica principalmente entrevistas con científicos de renombre en cuestiones como la educación, la moral, el aprendizaje y la libertad, y ni siquiera les pide el carné ideológico. Un trabajo que nadie más hace en España, que no tiene ni los comentarios ni las visitas que se merece. Luego, también publica otras cosas, y enlaza a sus artículos de LD.

    Finalmente estoy yo, que tengo como misión leerme el BOE todos los días. Y, por supuesto, soy el peor de los tres. Leo tantas cosas absurdas a la semana que ya no sé si tomármelo a risa o comprar una escopeta. Y como pasó con el tema de las subvenciones de mujeres, preferí usar todo el cinismo que tenía en el cuerpo ante algo que me parecía un despilfarro de dinero público. Me puede salir mejor o peor, pero intento dar el 100% de mí mismo.

    ¿Es que nuestro trabajo es tan malo como línea general, o es simplmente que uno de nosotros ha cometido uno o dos errores (lo de “izmierda” no lo he leído, pero si tú lo dices me lo creo)? De veras, si crees que mi trabajo no está a la altura de lo que era este blog (o de lo que era el mío), te agradecería que me lo dijeras. Estimo de veras tu opinión, y estoy dispuesto a hacer mi “trabajo” mejor. Y si verdaderamente crees que he cambiado en algo, dímelo. No en vano te considero uno de los mejores bloggers que ha tenido Red Liberal en su historia (y lo digo sin recochineo ni sarcasmo).

    Una última cosa:

    Digamos que resucito Freelance Corner: ya no tengo donde sindicarlo, así que mejor dejamos las cosas como están.

    ¿Desde cuándo la esquina independiente necesitó estar sindicada? Era un blog excelente, no necesitaba ningún agregador para seguir teniendo visitas y defender la libertad como creía conveniente. Y en Red Liberal, en mi opinión, tiene cabida. Ahora más que nunca. Y si no está sindicada, pues no pasa nada.

  7. Happy: muchas gracias por tu comentario, y el agradecimiento no es retórico sino muy sincero. Digamos que resucito Freelance Corner: ya no tengo donde sindicarlo, así que mejor dejamos las cosas como están. Por lo que veo, ya hay mucha gente mucho más aguerrida que yo defendiendo al liberalismo a insulto limpio, que es lo que se necesita aquí, hombre, ya vale de complejos, aleja Señor de nosotros el vicio ese de pensar cuando podemos resolver esto a guantazos. Que no, Happy. Que yo, ay, me he quedado demodé. Y soy un mojigato. Y, seguramente, un progre.

  8. Tu quoque, Luis? ¿Y yo que pensaba que estaba más o menos claro que, al menos tú y yo, no éramos de izquierdas? ¿Por qué ese afán ahora de transformarnos en remedos imperfectos e ineficaces de la misma izquierda que decimos combatir? Si un cerdo te gruñe, ¿amerita un gruñido por respuesta? ¿En eso quedará todo, en una sorda competición de gruñidos a cuál más desagradable? Quien mira desde fuera, ¿cómo crees tú que podrá distinguir al cerdo de los dos que lleva la razón?

    Aún tardaremos mucho tiempo en darnos cuenta del daño tremendo que han hecho quienes han intentado y conseguido transplantar al (mal llamado) liberalismo español los modos y estrategias de la izquierda, tal vez porque los mamaron de chicos, con la macana esa de la reciprocidad como excusa, excusa que, permite que te lo diga, no te la crees ni tú. Cuando éramos capaces de levantar argumentos frente a los lugares comunes, de elaborar razones frente a las consignas, de lucir ingenio frente al insulto y de decir verdades para contestar a las mentira, entonces tuvimos una oportunidad real de hacer algo útil y meritorio. De repente abjuramos de esos principios y se puso de moda esa moral utilitaria, que alguno tomó prestada de Lenin y de Robespierre, de “ser injustos hoy para ser justos mañana”, de justificar los medios por el fin y de igualarse con los adversarios, así que los (mal llamados) liberales nos liamos a soltar mentiras e insultos, y por el camino nos dejamos el ingenio, la ética y los principios, todo en aras de un sacrosanto fin futuro que sólo se conquista a hostias. ¿Hasta la victoria siempre, es ese ahora nuestro lema?

    Y ni siquiera para la consecución de fin alguno es útil esa estrategia. Cada vez que uno de nosotros miente, la izquierda se envalentona. Cada vez que uno de nosotros insulta, la izquierda se regocija. Cada vez que uno de nosotros abjura de sus principios, la izquierda, exultante, lo señala con el dedo y se ríe. En el lodo no hay vencedores, sólo víctimas, todas revueltas. Realmente hace falta ser muy infantil, muy ingenuo y muy poco inteligente para pensar que diciendo “izmierda” se apunta uno alguna clase de puntos en no sé muy bien qué clase de competencia o se le hace daño a alguien salvo a uno mismo, a su propia estima y a la inteligencia en general.

    No me jodas tú, Luis. Haz lo que se te antoje con tu otrora magnífico blog, pero no me jodas. Por favor.

    1. Emilio, … de qué hablamos? de que Germánico ha dicho caca? Dónde está la injusticia de llamar estercolero a un blog desde que el que contínuamente son inventadas las más dispares calumnias sobre el primero que quede a tiro? Yo no la veo por ningún lado.

      Hablas de la calidad del blog … la calidad de hoy a las XX:XX horas? la de la última semana? la de los últimos dos años? Emilio, en la izquierda española, como en la derecha, en el sector liberal y debajo de mi alfombra existe la suficiente mierda como para poder llamarla por su nombre. Y si la calidad de un blog se mide no por sus 20 artículos semanales, sino por la frase que duele (bueno, tú supones que le duele, pues la crees insultante) a quien no deja de insultar desde la más clamorosa de las impunidades, apaga y vámonos.
      Caca, culo y pis.

      Añadido: buscando estercolero, tres veces en el blog, ninguna en relación con nadie en particular; Estercolar, cuatro veces en el blog, tres de ellas de comentaristas; rojo hijo de puta, ninguna; comunista asesino (aplicado a alguie concreto), ninguna. Post en DE 2.858
      Insisto, no sé de qué hablas.

  9. Querido Emilio.

    Sí, entiendo perfectamente tu posición. ¿Hemos caído tan bajo? Quiero decir… todo el mundo la pifia, y podemos decir/escribir cosas en caliente o con la emoción de escribir el post que en circunstancias normales no escribiríamos ni a la de 21. Pero no creo que sea esa la línea general del blog ni de sus autores.

    En el comentario anterior, y de broma, me he metido con Albert, persona al que conozco personalmente, respeto y aprecio sinceramente (y a su blog, también). Y hay gente que ya está hastiada de que le llamen de todo. Yo estoy harto de que me llamen negacionista, como si fuese por ahí negando el Holocausto o algo peor (y eso que no es mi campo de trabajo), o que estamos comprados. En estos años la cosa no ha mejorado. Por ninguna de las dos partes. Puedes intentar mejorar las relaciones a título individual con otros bloggers, pero sólo te representas a tí mismo. Que yo sepa, hasta ahora, no ha existido ninguna quedada entre gente de Red Liberal y gente de Red Progresista (por poner un ejemplo, en mi opinión es significativo). Me atrevo a decir que la gente se ha encerrado todavía más en su mundo. Además, pasa como en las guerras intestinas: uno dice algo mal, el otro le responde igual, los que lo ven toman partido y adoptan las posiciones de los dos primeros, de forma que ya no hay mediador que arregle el asunto, entrando en un círculo vicioso. Ésto no deja de ser un puñado de tonterías que en nada justifican lo anterior. Es probable que lo que necesitemos sea sólo un poco de descanso para romper el círculo, recapacitar y tomarnos las cosas más a coña.

    En cualquier caso, tú lo que tienes que hacer es resucitar Freelance Corner, que no te imaginas cómo se le echa de menos. Al menos, yo.

    Un fuerte abrazo,

    The happy butcher.

  10. Don Luis, me voy a tomar en serio las mayúsculas de Germánico. Ya veo cómo vienen todos a recibirme.

    No, hombre, no puedo contar. Hay cosas que deben ser confidenciales. Aún quedan caballeros. Y hágame el favor, no confunda escándalo con sorpresa. Me sorprenden muchas cosas, sí.

    Momento 1. Que ya le he dicho que no se lo puedo contar. Y bueno, todos sabemos qué se ha dicho en Batiburrillo, ¿no? ¿De verdad quiere recordarlo? ¿Cree que eso me deja mal a mí?

    Momento 2. No lo recordará usted, pero de hecho así fue: fui a todos esos blogs a rectificar. De hecho, terminé teniendo una relación cordial con Aquiles y me consta que ha dejado de escribir no precisamente por mis visitas. Pregúntele a Dani, que lo acaba de sacar de RL.

    A mandar, aunque yo preferiría que no se centraran en mí. Me da un poco de pudor.

  11. Si nos atizan cañonazos, sobran los esfuerzos florales.

    Cañonazo 1: Calentología. 2: Pretensión de reducir el número de miembros de la especie humana con métodos nazis o stalinistas, íntimamente ligado con lo anterior. 3: Islamofascismo y feminazismo, el contradios, oigan y 4: Subversión absoluta de los valores que hacen mínimamente posible la convivencia.

    Voy a seguir trabajando en pos del triunfo del socialismo, que me fríe a impuestos.

    ¿Ello será batiburrillesco o desdeelexiliazizante? No faltará quien diserte sobre ello.

    Un saludo a todos, sin excepción.

  12. Judas, de profesión guardián de las formas y la correcta moral en casas ajenas, constantemente escandalizadito, pobrecito, el meapilas socialdemócrata, la respuesta permanente de Red Liberal a la pregunta que nadie hace. “Si yo le contase” dice. ¡Cuenta cuenta! ¡No nos dejes en ascuas!

    Repasemos algunos de sus momentos estelares:

    Momento 1: Aquella vez que fue por varios blogs de RL (MaryGodiva y DesdeElExilio que recuerde) a chivarse de algo que habían dicho en Batiburrillo. “Madre mía madre mía, pero cómo os ajuntáis con esos”. María Blanco y Luis Gómez son personas inteligentes y claro, le contestaron como se merecía sin entrarle al trapo: “Anda niño, deja de joder con la pelotita”. (Seguramente de ahí su rencor, y viene ahora poniéndose estupendo, saludando sólo a sus amiguitos para no mancharse).

    Momento 2: Aquella vez que fue por un montón de blogs a chivarse también de que Aquiles le había censurado un comentario. Evidentemente cuando el comentario salió de la cola de moderación y fue publicado el ridículo fue monumental. No se recuerda que volviera a todos esos blogs a rectificar.

  13. Germánico, ¡¡GRACIAS!! Aunque no pensaba que fuera necesaria la invitación. Escribe sobre DI y ya hablamos si eso.

    Don Luis, antes los portazos eran menos eufemísticos.

    Ya ni con la arena le dejan jugar a uno.

  14. Y por todas esas razones, y algunas más (*) ¡¡¡¡nos va a votar!!!!! ¿o no?

    Judas ¡¡TE QUEREMOS!! Vuelve cuando quieras.

    Pablo, gracias. Recuérdame tu cuenta bancaria para que te haga la transferencia de EXXON.

    JFM, no votes a Esplugas, vota DE.

  15. Lo siento pero antes muerto que votar a Esplugas. Demasiado aliancista civilizacional (cf sus articulos sobre la Burkha), demasaiado derrotista (por no decir mas) en la lucha contra el islamismo y demasidoa antisemita chic para mi gusto. Eso si contar su complacencia con el nacional-catalanismo.

  16. Bueno, le mentiría si le dijese que le visito con frecuencia sin que se entere. Y sí, acumula polvo, aunque no seré yo quien critique su solución de cubrirlo con arena.

    Por cierto, no se descuide el pelo.

  17. El mal actual de la crisis de todos los valores se ha producido, entre otras cosas, por la difusión en los medios de las teorías de cuatro irresponsables, maniqueos pueriles, que han desahogado sus malos humores contra su pasado o, mejor dicho, el de sus papis y contra las figuras de autoridad que encontraron…

    Eso es sangrante, que la gente sufra y se destroce, interiormente (con ideas y sentimientos desorganizados y aniquiladores) y la sociedad toda se va al carajo exteriormente, por la influencia de humoradas e ironías tomadas en serio, cuando sus autores las lanzaron por ignorancia o como por juego, como se dice hostiaputa en momentos de enfado.

    Hay quienes se pasan toda su vida cabreados con la realidad y diciendo esa clase de tacos. Hay quienes lo hacen por dinero. Hay quienes por las dos cosas.

    La realidad este, de “salvemos los bancos y las ballenas”, indigna y asfixia, pero la solución no es declarar abolidos todos sus valores, sino implantar valores de más fuste.

    La crisis actual se resiente de la angostura y pequeñez fétida de aquello mismo que se quiere abolir. Supongo que lo que falta es más sentido del humor, poder ver un espacio abierto en un cajón pino cerrado. Es muy difícil.

  18. “Y yo que una vez creí que Batiburrillo (p.ej.) podría Desdelexilizarse”

    Si yo le contase, don Emilio… por cierto, aprovecho para saludar.

  19. Con lo bueno que era este blog y para lo que ha quedado: Estercolar, izmierda… Y yo que una vez creí que Batiburrillo (p.ej.) podría Desdelexilizarse, compruebo desolado que ha sucedido justamente lo contrario, que Desde el Exilio se ha Batiburrillizado. O sea, que vamos para atrás, como los cangrejos. O tempora, o mores.

    1. Querido Emilio, no pensaba yo decir nada al respecto, pero tu intervención me pide a gritos que diga algo. Una de las razones por las que no ganará nunca un concurso de estos un blog liberal es precisamente la mojigatería que nos gastamos. En Escolar nadie, nunca, tiene reparos a la hora de insultarnos a tí y a mí. Nadie tiene reparos en utilizar los “lugares comunes del lenguaje agresivo” para alentar, azuzar y jalear a sus seguidores, consiguiendo altas cuotas de fidelidad. Nosotros sí, pues somos mejores. Somos más educados. Somos más chulis. Y? Consideras acaso que desde este blog se equipara izquierda con izmierda? Y si el palabro fuese para un blog franquista y/o ultraderechista, sería igualmente reprobable? Éste es un blog “libeggal” (o como lo escriban, no lo sé muy bien) pero Escolar no es un blog de izmierdas?
      Se puede ser educado … con quien es educado contigo. Se debe ser educado, … con quien no conoces. Pero qué respeto merece quien no te ha respetado nunca? Quien desea que desaparezcas o calles para siempre?
      Emilio, por Dios, no me jodas….

  20. Vamos el 20. Detrás de un blog llamado “Lo que me toca los cojones”. Yo tengo otra idea: ¡Olvidémonos de Albert! ¡Olvidémonos de Martha! Desde el Exilio es el mejor blog. El único mínimamente sensato. Con el que puedes echarte a llorar y reir al mismo tiempo. ¿Con quién lo harías, si no? ¿Con el pedorro de Albert? Si el tío tiene menos emoción que el final de un episodio de los Teletubbies… No lo dudes: ¡Votanos!

Los comentarios están cerrados.