Home Política La reconciliación es imposible. Ya se produjo

La reconciliación es imposible. Ya se produjo

escrito por Burrhus el elefante neocon 7 septiembre, 2018

Mucha polémica en las redes sociales ha levantado un vídeo en el que se ven a dos ancianos pertenecientes a ambos bandos “como si aquí no pasara nada”. Según el punto de vista de los críticos, las víctimas del franquismo no han sido suficientemente reconocidas y quedan muchas heridas por cerrar, empezando por los desaparecidos, siguiendo por las cunetas, continuando por los presos, sin olvidarnos de los torturados, los exiliados y un temible etcétera. Estos hechos, así como la no reparación de las víctimas del franquismo, harían imposible la reconciliación en la sociedad española que, además, debilita la validez de nuestra Constitución y cuestiona nuestra democracia.

Les voy a contar una historia que sucedió en Málaga. Al inicio de la guerra, en un descampado de la barriada de Capuchinos, una mujer fue secuestrada, violada en múltiples ocasiones, torturada y finalmente asesinada durante toda una noche de terror en la que los gritos se escucharon por todo el vecindario. El delito de aquella mujer fue estar casada con un miliciano del Frente Nacional. Independientemente de cómo unos caigan los bandos, aquella mujer era inocente. Tal vez sería el momento de preguntar a los familiaries de aquella mujer si la reconciliación sería posible. O a los familiares de todos los asesinados por el bando republicano por haber sido sacerdotes, médicos, votantes de la CEDA o por las rencillas personales más cutres. O a los familiares de las víctimas de Paracuellos. O a la familia de José Calvo Sotelo. Que un bando haya ganado no significa que las víctimas de ese bando tengan motivo para perdonar a los victimarios. ¿Acaso esto cuestiona la validez de la Constitución en tanto que uno de sus ponentes fue dirigente del Partido Comunista, Jordi Solé Tura?

La lista de crímenes perpetrados por el bando nacional es larga, de sobra conocida e indefendible. Como tambien lo es la lista de crímenes de la dictadura. Y es tan larga y tan dura que es irreparable. Si no somos capaces de encontrar el cuerpo de Marta del Castillo, que desapareció como quien dice “antes de ayer”, ¿cómo vamos a ser capaces de sacar de la fosa común a todas las víctimas del bando republicano? Es imposible. No se pueden reparar los daños de una guerra de hace 80 años, y menos las generaciones actuales. Como tampoco nos corresponde la reconciliación. Eso ya pasó hace 40 años, y gracias a ello hemos tenido el mayor período de paz y prosperidad de nuestra historia. A nosotros nos corresponde convivir respetando y comprendiendo las ideas y el pasado de los demás, y sí, también intentando reparar las heridas en la medida de nuestras posibilidades, sin que los crímenes perpetrados hace 80 o 50 años justifiquen nuestro odio a quienes piensen distinto.

¿Qué ocurre realmente? En mi opinión, se trata de deslegitimar nuestra Constitución y nuestro sistema legal en base a unas injusticias irreparables. Nuestra Constitución está siendo criticada, no por su contenido en sí (que como marco legal no será perfecta pero sí muy integradora de opciones políticas), sino porque lo que había antes fue el régimen de la otra parte. ¿Acaso sería más legítima la Constitución de 1978 si el régimen anterior hubiese sido una dictadura comunista? La Constitución no deja de ser válida por su régimen anterior, sino por su valor y reconocimiento una vez entrado en vigor. Y ha sido una Constitución muy útil para nuestra convivencia y nuestra prosperidad.

  • Asmith

    Para un político, meterse en estos temas a contra corriente es un suicidio. Es como intentar crear un debate sobre la existencia de Dios en tiempos de los Reyes Católicos y defender la idea de que no existe. No obstante, tampoco creo que sea la misión de los políticos aclarar ciertos aspectos de la historia.

    La opinión pública se genera principalmente en televisión, parte en la prensa escrita, y cada vez más en las redes sociales. En el caso de la prensa escrita y las redes sociales, lo que prima son los titulares, los mensajes cortos.
    Si escribes un artículo tocho y denso en prensa (on line) argumentando ideas que dejen en mal lugar a la II República y que muestren a Franco como “no tan malo” (o un mal menor), dudo que una gran masa lo lea. Si ademças eres una persona medianamente conocida (un político o un tertuliano habitual en ciertas cadenas de TV), lo que tendrán difusión son enlaces a otros artículos en los que el titular serán cosas del estilo “Fulano Mengánez defiende el Franquismo”, “Fulano Menganez dice que con Franco estábamos mejor”, etc. y dichos artículos incluirán pequeños fragmentos sacados de contexto que te dejarán en mal lugar.
    Algo parecido sería si te invitan a un programa de TV a hablar sobre el tema. Si vas a un programa de La Secta Noche, por cada frase que digas tendrás 6 tertulianos diciéndote de todo, no podrás exponer debidamente los argumentos y también te retratarán como “Franquista redomado”.

    Si vas a un programa de una cadena tipo 13TV, la utilidad es mínima ya que te estarías dirigiendo a quien no necesitas convencer. Sin embargo, en los programas de zapping, sacarán de nuevo frases fuera de contexto dejándote en mal lugar.

    Por último, si eres profesor en la universidad o en un instituto de secundaria y explicas algo que chirría a los perroflautas de turno, éstos hacen correr la voz por RRSS de que estás defendiendo el franquismo, y te montan unas manifestaciones para que avandones la universidad.

  • pvl

    Exacto JJI. Es tal cual lo describes.
    Lo que convierte esa situación en tragedia para los intereses de España y de los españoles, “bien pensantes” incluidos, es la cobardía acomplejada del partido mayoritario de la derecha española para defender la realidad de los hechos que la Historia nos muestra, con lo cual la versión maniquea revanchista e interesada de la progresía se impone por simple incomparencia del adversario.
    Cierto es que desde un punto de vista “electoral” cortoplacista, la gestión de la econonomía tiene más influencia que el posicionamiento histórico, pero lo que los acomplejados del PP no terminan de entender es que:
    1º Esa estrategia de centrarse solo en la economía y abandonar el debate ideológico y por tanto histórico, solo funciona en época de profunda crisis económica: las dos victorias en las que el PP ganó las elecciones, tanto con Aznar como con Rajoy, cerrando ciclos de gobiernos socialistas, solo se produjeron porque España en manos socialistas estaba al borde del colapso económico. De hecho, cada vez que la economía ha mejorado, el PSOE ha vuelto al poder.
    2º Dejar la Historia (en realidad, su distorsión) en manos de sus adversarios, implica que las nuevas generaciones se eduquen con las creencias ideológicas de la izquierda. Por eso, la izquierda es abrumadoramente mayoritaria entre los electores jóvenes.
    Para más inri esas nuevas generaciones, cuando llegan a la mayoría de edad electoral, ni siquiera han sufrido en sus carnes las consecuencias de las crisis económicas, que la incompetencia estructural de la izquierda en materia de gestión económica recurrentemente genera, ya que en general carecen de independencia económica.
    3º Como ocurre con todas las “creencias”, las que adquirimos en nuestra niñez y juventud dejan una “impronta” en nuestro cerebro que luego cuesta mucho cambiar.
    Del mismo modo que ocurre con las religiones ocurre con el resto de creencias: una vez que el cerebro infantil se modela en base a una creencia particular, ofrece una resistencia enorme a admitir que puede estar equivocado y a cambiar el “chip”.
    Por eso cuando hablas con progres tienes la impresión de hablar con beatos: son inmunes al razonamiento y se escandalizan de la misma manera ante la “herejía”.

  • JJI

    Lo que pasa es que a la masa de indocumentados “bien pensantes” (o sea que van con la corriente, hoy ésta, mañana aquella), los han convencido de que defender la verdad es ser franquista. Les encanta pontificar desde su “superioridad moral” a los que no comulgan con su ignorancia. Y argumentan de pena. Para llorar vamos. Están tan acostumbrados a “tener razón” que ni se enteran de la endeblez de sus tan manidos como aburridos argumentos (la falta de costumbre). Y aquí, algunos, defendiendo la verdad sobre Franco a riesgo de parecer franquista. Es su principal argumento: la descalificación de la persona. La mejor prueba de que se carece de argumentos sólidos.

    Les sale la palabra fascista -de la que desconocen sus orígenes y significado- con la misma facilidad conque en otros tiempos les salía la de hereje. ¿Dónde se meten ahora los que antes se metían a curas y monjas?

    En fin, la cosa la tengo clara: II República: -Buena. Pero buena, buena. Y democrática que no veas. Sus pecados… ¡pecadillos! Franco: -Malo. Pero malo, malo.Y un fascista de libro. Sus virtudes… aciertillos por casualidad. Y ya está el catecismo. Te lo crees y ya eres bueno. Pero bueno, bueno (aunque seas tonto o ignorante). No te lo crees, pues eres malo. Pero malo, malo. O sea ¡un facha!

    Así de simples son.

    PD. Los “buenos” de buena voluntad pueden leerse el documentadísimo y magnífico libro de Bolloten: -La Guerra Civil Española. Allí podrán valorar, con toda clase de datos de una persona imparcial, la realidad de la izquierda española en la II República. Es un verdadero tocho (de tamaño), pero no aburre en absoluto. ¡Toda una experiencia!

  • pvl

    La que tiene un rollo preparado y se contradice a sí misma eres tu. Vamos por orden con tus preguntas:
    1º ¿Los demócratas que hubiera, tanto en el FP como en partidos de derecha, ganaron acaso la guerra?. Sabes tan bien como yo, que ninguno de los bandos que se enfrentaron en la GC eran demócratas: no lo era el bando franquista y menos lo era el “republicano”. Unos pretendían imponer una dictadura de “derechas” y los otros de “izquierdas”. Y por lo tanto todo se reduce responder a la pregunta prohibida, que es la verdaderamente importante: hipotéticamente a España y a los españoles ¿con cual dictadura nos habría ido mejor?. Con la de Franco sabemos la respuesta: a su muerte, dejó un pais próspero (9ª potencia mundial), en paz y reconciliado.
    Con la hipotética disctadura comunista no lo sabemos pero podemos mirar como les ha ido a los países que la han experimentado: puedes elegir entre la URSS, Cuba o Camboya, por poner 3 ejemplos.
    2º ¿La ganó cualquiera que no comulgara con el fascismo?. Tachar a Franco y a su régimen de fascista, no le convierte en tal por mucho que los progres se empeñen.
    De hecho, equiparar como hacen habitualmente los progres a Franco y a su régimen con el fascista de Mussolini, y a un más con el genocida nazional-socialista de Hitler, es pura propaganda, justo el “rollo preparado” que pretendes endilgarme.
    Por ejemplo junto a Franco, ganó la guerra la amplísima masa de creyentes católicos, incluida su Iglesia, que sufrió un verdadero genocidio a manos del FP, y cuya persecución había empezado desde la proclamación de la República ( porque para los progres de hoy y de antaño no hay nada más fascista que la Iglesia).
    3º ¿La ganaron los monárquicos, a los que se la metieron doblada?. Por supuesto que la guerra también la ganaron los monárquicos que apoyaron, empezando por D. Juan, a Franco. Esto es tan evidente como que sin Franco, la actual monarquía no se habría reinstaurado.
    4º “La clave no está en quién era más demócrata, sino cuál era el gobierno legítimo”.
    A tí debe parecerte legítimo un Gobierno como el del FP producto de unas elecciones fraudulentas, con asesinatos diarios de opositores incluyendo el del Jefe de la Oposición parlamentaria Calvo Sotelo a manos de la policía “socialista” (e intento de hacer lo mismo con los demás líderes derechistas como Gil Robles que se libró de chiripa): igualito de legítimo que el Gobierno actual de Maduro en Venezuela.
    A mí lo que me parece legítimo es rebelarse contra semejantes tiranías y cuando menos no falsear la realidad tildando de democracias lo que no son más que dictaduras de izquierdas (como hacía el progre Trueba para el que “no puede haber dictaduras de izquierdas”).
    5º Por ultimo: en cualquier caso Franco no hizo cosa distinta contra la República que lo que intentaron en el 34 socialistas y anarquistas, que por cierto fracasaron ya que la República se defendió con éxito contra el golpe revolucionario enviando al ejercito comandado por el propio Franco.
    Así que en el fondo lo que les jode realmente a los progres de Franco, no es que fuera fascista, que no lo fue, sino que les derrotara 2 veces: en el 34 para salvar a la República y en el 36 para evitar que España se convirtiera en un satélite comunista de la URSS y encima dejara un pais próspero a su muerte, en vez de las ruinas que han dejado los comunistas a su paso.

  • Nena M

    Está claro que tienes un rollo preparado y se lo sueltas a todo el mundo igual. Claro que la izquierda no democrática tenía mucho peso, y más a medida que avanza la guerra, vaya novedad. ¿Pero que mi afirmación es falaz? ¿Los demócratas que hubiera, tanto en el FP como en partidos de derecha, ganaron acaso la guerra? ¿La ganó cualquiera que no comulgara con el fascismo? ¿La ganaron los monárquicos, a los que se la metieron doblada? La perdieron todos esos y más. Y sigues hablando del “bando republicano” como si fuera algo natural y no creado por la sublevación.
    La clave no está en quién era más demócrata, sino cuál era el gobierno legítimo, y por qué está justificado un golpe de estado contra un gobierno elegido democráticamente, por muy lamentable que sea. Si empezamos con el excepcionalismo de “los golpes de estado mal pero…” o “la democracia bien pero…”, es que te importa más quién gobierne que cuál sea el sistema político, y eso tiene un nombre. A ver si lo adivinas (pista: no es “demócrata”).

  • pvl

    En tanto que los comunistas fueron la fuerza que se alzó (a base de purgas y chekas) con la hegemonía del bando republicano, lo anterior se deduce de su falacia “La guerra no la perdieron (solo) los comunistas, la perdieron todos los no fascistas, así que claro que se trata de ganar la guerra ideológica al fascismo”.
    O sabe usted muy poco de la Historia de la República y de la Guerra Civil, o como hacen sistematicamente los progres al respecto mienten al respecto al identificar a Franco como fascista y FP como demócratas.
    El bando republicano en el 36 lo dirigía y encabezaba el Frente Popular, que estaba compuesto mayoritariamente por el PSOE de Largo Caballero, que era abiertamente revolucionario desde que en el 34 intentó el golpe de estado revolucionario conocido como “Revolución de Asturias” (ya sabe eso de Revolución son los golpes de Estado de los “míos”), el PCE, satélite stalinista, minoritario al inicio pero que acabó desplazando al PSOE según avanzaba la guerra, y los anarquistas de la CNT, y como socio minoritario la Izquierda Republicana de Azaña, que fue elegido como cabeza visible del FP precisamente por la división y desconfianza entre los socios mayoritarios.
    Además el FP tenía como aliados a los separatistas racistas del PNV y de la Esquerra, cuyo único objetivo era conseguir la independencia de sus respectivas regiones.
    Como salta a la vista, todos fervientes antifascistas y abiertamente (salvo Azaña y poco más) tan antidemócratas o más que el propio Franco.
    (Por cierto, las mismas fuerzas que sostienen hoy en día el Gobierno del socialista Sánchez, excluidos los anarquistas que fueron eliminados en las purgas internas a manos de los comunistas, lo mismo que los troskystas del POUM, cuyo líder A. Nim murió torturado (literalmente despellejado en una cheka republicana).

    En el bando nacional o franquista, políticamente lo integraban , además de la Falange de ideología fascista al modo italiano (y que no tenía nada que ver con el racismo genocida nazi), los tradicionalistas-carlistas, los monárquicos, y en general las derechas votantes de la CEDA (que había sido el partido mayoritario de las derechas en el periodo republicano) y todos ellos bajo el mando único político y militar del ejercito dirigido por Franco, que desde un principio hizo valer su autoridad sobre cualquiera de las ideologías de sus partidarios, lo cual junto a su talento militar, le condujo a ganar la Guerra Civil que inició en clara desventaja.

    Por lo tanto, la falsa consigna de “nacionales franquistas=fascistas” vs “republicanos/antifascistas= demócratas”, o sea, “fascismo vs democracia” solo se la creen hoy en día los ignorantes de la Historia o los progres herederos del FP (que fue el que la inventó para servir a sus intereses) interesados en disfrazar su revanchismo de justicia histórica y gracias a ello sacar ventaja política achantando a sus adversarios en el debate político actual.

  • Nena M

    ¿De qué forma exactamente explica eso el maniqueísmo que te gastas?

  • Nena M

    ¿Dónde he dicho yo semejante cosa?

  • Pvl

    Ya veo. Por eso defiende que los del Frente Popular defendían la democracia.

  • Aguador

    «Mi madre, qué estrechez de miras». Recordemos que el “fascismo”, la creación de Mussolini, no era más que SOCIALISMO alla carbonara rebozado de nacionalismo. Mussolini era un socialista rebotado, en realidad. Y lo de Hitler, nacional-SOCIALISMO. En cuanto al COMUNISMO, en tiempos (supongo que hasta que cayó el Muro y todos pudimos ver las vergüenzas del imperialismo soviético), se vendía como «SOCIALISMO “científico” o “materialismo dialéctico”». Hablando de la “estrechez de miras”, algunos deberían vigilar un poco cuando usan el calificativo “fascista” como insulto…

  • Nena M

    Estás mezclando la república con la guerra, como si fueran la misma cosa. La república es un sistema de gobierno cuya deriva política depende del voto, y la guerra una confrontación ideológica. Aunque en la guerra efectivamente hubiera que elegir entre fascismo y comunismo (cosa que es discutible, pero bueno), no era así en la república. Puedes cuestionar la legitimidad del gobierno del FP si quieres, pero cuestionar la legitimidad de la república es una cosa completamente diferente y totalmente absurda para cualquiera que prefiera una democracia a una dictadura. En una democracia el voto decide hacia dónde va la política. Es falaz decir que la única salida era un golpe de estado: nunca es la única salida para ninguna situación en un estado democrático. Hablas como si lo que pasó es lo único que podía pasar, asumes sin más que de no haber habido sublevación militar solo podría haber acabado en una dictadura comunista porque sin esa suposición no tienes forma de justificar lo que pasó después. Pero es que incluso asumiendo que hiciera falta una acción similar para reconducir la política (que ya es decir), eso sigue sin justificar no volver al orden constitucional y mantener los 40 años de dictadura posterior, con la que tan contento te veo. No sé a qué viene tanta pirueta mental para decir que te parece adecuado matar a cientos de miles de personas para implantar un régimen político que te gusta. Es una opinión despreciable, pero al menos serías honesto.

  • Ricart Minuet

    ¿Era legítimo el Gobierno Republicano? No, a partir del asesinato del líder de la oposición, de no reconocer el gobierno de la elecciones de 1.933, el puecherazo de 1.934 (http://www.elmundo.es/cronica/2017/03/12/58c3b8bb46163f9f338b457d.html) etc etc

    “porque en el mundo solo es posible elegir entre fascismo o comunismo” En aquel momento, en España, parece que s… Mirate los resultados de las elecciones de 1.933 y me dices quién no era de esas cuerdas
    https://es.wikipedia.org/wiki/Elecciones_generales_de_Espa%C3%B1a_de_1933
    ¿La CEDA?
    ¿El PRR? “En sus inicios mantuvo un discurso de corte obrerista, anticlerical y anticatalanista” aunque quizás sea de los más centristas luego
    ¿El PSOE? Marxista y con Carrillo en sus juventudes…

    La Guerra la perdieron los comunistas y los anarquistas que eran los que mandaban n el frente Popular… puestos así “la guerra no la ganaron los fascistas” ya que algunos que no eran fascistas estaban enel bando nacional… Y ¿No estamos de acuerdo en que el comunismo es malo?

    En lo relatico a que el Hospital de marras se le puso el nombre por ser médico… El Gregorio Marañón se llamaba Francisco Franco, porque lo inauguró y mandó construir él ¿No sería más razón eso `para dejarle el nombre que el ponerselo a un “médico” que nada bueno hizo por España?

  • Nena M

    Claro, porque en el mundo solo es posible elegir entre fascismo o comunismo. Mi madre qué estrechez de miras.

  • Nena M

    Las que menos, ya veo. A mí es que no me gusta ninguna, ni justifico ninguna.

  • Pvl

    te gustan las dictaduras o no? Las que menos las comunistas que han matado a 100 millones. La la ideología de a quién dedicamos calles, plazas y hospitales en España.

  • Pvl

    Entiendo que el hospital se lo dedican como médico”. No se lo cree ni usted.
    O no estamos de acuerdo en que el fascismo es malo? Si lo valoramos por el número de asesinatos cometidos no tanto como el comunismo. Y en cualquier caso, si tengo que elegir entre el fascismo de Franco, que no fue tal y el comunismo de sus enemigos, que fue la elección que hubo que hacer en aquella época me quedo sin dudarlo con el fascismo de Franco, cosa que por cierto tuvieron que admitir sus enemigos ideológicos menos cerriles como Ortega, Maranon o el socialista Besteiro.
    Usted prefiere a los comunistas que fueron los que a la postre lideraron el Frente Popular, a los que encubre con el apelativo de antifascistas, pero no crea que con ese subterfugio va hacer que esa ideología Deje de ser la de los mayores asesinosde la Historia, y desde luego no me venda como justicia y reconciliación lo que no es otra cosa que revanchismo y odio.

  • Nena M

    Pero entonces, ¿te gustan las dictaduras o no? Porque no me queda claro, con eso de quejarte del totalitarismo de la izquierda pero no te parezca bien que Franco sea el malo de la película.

  • Nena M

    Pues igual que Lerroux tiene sus calles y plazas o Adolfo Suárez un aeropuerto. Entiendo que el hospital se lo dedican como médico, pero tanto da: Negrín no era presidente del “bando republicano” sino del gobierno de España. El legítimo, que aun siendo lamentable como era no es equiparable a un gobierno salido de un golpe de estado. Que si se trata de hacer homenajes solo a políticos con un 100 % de apoyo popular me parece perfecto, pero mientras no sea así, los méritos de cada uno son una cuestión de apreciación.
    La guerra no la perdieron (solo) los comunistas, la perdieron todos los no fascistas, así que claro que se trata de ganar la guerra ideológica al fascismo. ¿O no estamos de acuerdo en que el fascismo es malo?

  • pvl

    Vivo en España, justo enfrente de un gran hospital público construido hace pocos años que se llama Doctor J. Negrín, en honor del miembro del PSOE que fue el ultimo presidente del bando republicano, y que entre sus méritos cuenta con haber entregado el oro del Banco de España a ese gran demócrata ruso que fue J. Stalin, lo que le valió que “El PSOE, controlado por Indalecio Prieto, decidió su expulsión del partido en 1946, acusándolo de subordinación al Partido Comunista de España y a la Unión Soviética” (extracto literal de la wikipedia).
    ¿Cuantos hospitales públicos conoces en España que a día de hoy lleven o conserven el nombre de Franco o de cualquiera de su régimen?. Yo te lo digo: ninguno. Pero resulta que un agente de Stalin, al que entregó el oro del Estado español, que perdimos para siempre, y que fue repudiado por su propio partido, merece todo nuestro agradecimiento y homenaje: conmigo que no cuenten.
    ​”No ocultar que hubo una guerra, sino eliminar los recordatorios que los vencedores dejaron para que los vencidos no olvidaran su lugar.”
    El ponerle el nombre de J.Negrín a un hospital público, mientras se elimina cualquier recuerdo de los vencedores, deja bien a la claras que lo que se intenta es que los perdedores de entonces, ganen retrospectivamente la guerra que perdieron, o mejor dicho, que sus descendientes ganen la guerra ideológica actual, por incomparecencia del adversario.

  • pvl

    La pretensión de la Izquierda en este asunto deja claro que aspira al totalitarismo.
    Se trata ni más ni menos de hacer realidad el proceso que empezó el cínico ZP con la Ley de la Memoria Histórica, y sigue Sánchez con la profanación de la tumba de Franco, para terminar convirtiendo en delito cualquier opinión contraria a su ideología, tal y como ha sucedido en todos los paraísos comunistas.
    Lo de “sacar a todas las víctimas de las fosas comunes”, es solo la parte “amable y vendible” de lo que pretenden.
    ¿Quien va a oponerse a que un descendiente recupere los restos de sus antepasados?. Nadie en su sano juicio, con independencia de que como dice el art. muchos de los casos eso es simple y llanamente imposible, por el simple paso del tiempo, como se ha demostrado en casos en los que los restos de los supuestos represaliados eran de animales o incluso pertenecían a soldados del bando nacional.
    De lo que se trata es de dejar claro que solo las victimas de un lado, las “rojas”, fueron las inocentes, y las otras “las azules” algo habrían hecho para que las mataran.
    Se trata de establecer por Ley que Franco fue el malo, que acabó con la democracia, mientras Largo Caballero, Carrillo, Negrín o Compays fueron los buenos que luchaban por la democracia.
    Se trata de poder perseguir legalmente a quien sostenga lo contrario tanto en ese tema como en los demás que conforman la ideología “oficial , que es justo la característica común de todas las dictaduras.

  • Nena M

    ¿Por qué es imposible sacar a todas las víctimas hasta borrar el mapa de fosas comunes? Es una cuestión de recursos y entra dentro de eso que llamas “reparar las heridas en la medida de nuestras posibilidades”. La idea de que cualquier Constitución actual o futura representa la convivencia solo es posible si las huellas de la victoria de unos sobre otros quedan únicamente en los libros de Historia y en la memoria de quienes la sufrieron: ni en las calles, ni en las cunetas, ni en el paisaje hasta donde podamos impedirlo. No ocultar que hubo una guerra, sino eliminar los recordatorios que los vencedores dejaron para que los vencidos no olvidaran su lugar.