Home Economía Perspectiva de la economía española para 2013.

Perspectiva de la economía española para 2013.

escrito por Arturo Taibo 31 diciembre, 2012


Un año más estoy aquí para contarles mis impresiones de lo que sucederá el año que viene en la economía española.

Aquí pueden ver las del

2012.

2011.

2010.

 

Acabamos un año ciertamente aciago:  25 % de desempleo, recesión, disminución del poder adquisitivo..

¿Será el próximo año el último de la crisis?

La única salida posible de la crisis pasa porque nuestra balanza por cuenta corriente sea positiva o dicho de otro modo en el momento en que empecemos a pagar nuestras deudas con el extranjero. Pagar las deudas significa vender más a los extranjeros que lo que compramos y por tanto ingresar más dinero y crear más empleo.

Hubiera sido más bonito (o por lo menos eso es lo que piensan algunos) que los alemanes, franceses, yankis, chinos… nos hubiesen seguido financiando hasta el infinito pero eso se acabó.

.

1.- Mejora de la balanza de pagos: insuficiente.

El único rayo de esperanza que hay en estos momentos es el saldo positivo de la balanza por cuenta corriente de Octubre (también lo fue en Julio y agosto).

Sumadas la balanza por cuenta corriente y la balanza de capital el resultado en Octubre ¡¡Fue positivo en 1.873 M€ !!

Es decir tuvimos una capacidad de financiación, es decir dinero que sobró después de pagar importaciones, gastos en el extranjero, rentas de extranjeros, intereses y transferencias al extranjero con lo obtenido con las exportaciones, los gastos en España de los turistas extranjeros, los intereses, las rentas de lo invertido en el extranjero y las transferencias provenientes del extranjero, de 1.873 M€.

 

 

Sin embargo de Enero a Octubre todavía necesitamos 9.983 M€ de financiación extranjera, mucho mejor que el año 2011, que entre Enero y Octubre necesitamos 27.205 M€. El cambio se debe sobre todo a la espectacular mejora de nuestra balanza comercial en casi 11.000 M€. Dicho de otro modo exportamos más e importamos menos, y eso debido fundamentalmente a una pequeña devaluación interna.

Sin embargo, y siento tener que echar un jarro de agua fría, estos datos no son todo lo positivos que deberían ser.

Y no lo son porque con una recesión que ya dura 18 meses y más del 25 % de paro el saldo de la balanza por cuenta corriente debería de ser escandalosamente positivo, más aún si tenemos en cuenta que la “primavera” árabe ha beneficiado mucho a nuestro sector turístico.

El caso es que todavía necesitamos financiación del exterior. Sólo cuando el saldo de la cuenta capacidad/necesidad de financiación sea positivo podremos decir que vemos la salida al túnel. Para que nos hagamos una idea en el año 2007 nuestra necesidad de financiación fue de casi 100.000 M€. No creo que se necesario decir que si nuestra capacidad de financiación (en vez de nuestra necesidad de financiación) fuera de 100.000 M€ acabaríamos con la crisis.

Si la reforma laboral se hubiera hecho hace cinco años a estas alturas ya tendríamos un saldo positivo en la balanza por cuenta corriente de decenas de miles de millones de euros. Y millones de parados menos.

Y si en vez de la reforma laboral que ha hecho Rajoy se hubiera hecho una reforma laboral con contrato único y 15 días de indemnización, hubiera enterrado la negociación colectiva y hubiera hecho una ley de huelga que impidiese los abusos sindicales hace cinco años, ahora estaríamos camino del pleno empleo.

Por tanto la mejora de nuestra balanza por cuenta corriente es positiva pero todavía muy lejos de donde debería estar. Y si algo no tenemos es tiempo.

¿Tan difícil es de entender que cuantas menos personas trabajen mayores serán los impuestos que tengan que soportar y menores los salarios reales de los que continúen trabajando, mientras que si aumenta el número trabajadores y de cotizantes se pueden bajar los impuestos compensando las pérdidas de poder adquisitivo? Si es básico.

.

2.- Déficit público e impuestos: el gran error.

El gobierno de Rajoy ha hecho bueno al de Zapatero en la cuestión fiscal. Han subido todos los impuestos y todavía les ha quedado tiempo para crear algunos nuevos. Y las autonomías no les van a la zaga: céntimos sanitarios, impuestos sobre los depósitos bancarios…

A pesar de la evidencias en contra parecen creer que el déficit se solucionará subiendo impuestos. En realidad el aumento de la presión fiscal va a retrasar la recuperación económica y la disminución del déficit. Las subidas de impuestos han producido subidas de precios, sin esas subidas es posible que los precios hubieran bajado este año o por lo menos no hubieran subido.

En vez de por la austeridad el gobierno del sr. Rajoy ha optado por el de mantener un Estado gigantesco y poner unos impuestos de los más altos del mundo. Es la falsa austeridad.

Este año no se va a cumplir el objetivo de déficit (6,3 %); estaremos más cerca del 7 %. Pero lo grave es el año próximo. ¿De dónde saca el sr. Montoro que se va a reducir el déficit en otros 25.000 M€ en el 2013?

La recesión continuará todo el año que viene. El aumento de recaudación fiscal debido a la subida del IVA va a ser neutralizado por el pago el año que viene de la extra de navidad a los funcionarios y el aumento de pago por intereses. Por mucho que se siga exprimiendo a los ciudadanos es imposible bajar el déficit subiendo impuestos. Sólo se pueden equilibrar las cuentas públicas si se recorta de verdad el gasto público y si la economía crece y se crean empleos.
.

3.- Desafío nacionalista: un país roto.

Aunque el gobierno, y determinada prensa, siguen eludiendo hacer frente al problema, más tarde o más temprano, se tendrá que suspender la autonomía catalana y la vasca, o aceptar la independencia como un hecho consumado.

Si no se corta el problema lo antes posible, y eso son meses o semanas, la cosa puede estallarnos a todos en la cara. Ni Cataluña sola ni Espanya sin Catalunya pueden salir de esta crisis sin una intervención de la UE. Pero después de más de 30 años de cesiones y adoctrinamiento el choque de trenes parece difícil de evitar.

.

3.- Radicalización política: décadas de adoctrinamiento tienen sus consecuencias.

A cualquiera que tenga hijos en un instituto público no le puede extrañar la radicalización de la vida política. El marxismo puro y duro sigue imperando en la escuela.
Las encuestas dan un importante crecimiento a IU, que además cada vez radicalizan más su ideario y mensaje. Es aterrador que en pleno siglo XXI el 10 % de los votantes den su apoyo a un partido comunista, aterrador pero no sorprendente.

El PSOE está ahora descabezado. Rubalcaba sigue con su keynesianismo a ultranza y los que intentan descabezarle son aún más radicales, por lo menos de boquilla. Además el PSOE está entregado a los independentistas… incluso con Bildu. E incluso dinamitando la Constitución. La misma Constitución socialista que nos ha llevado hasta aquí.

El PP ha llevado a cabo los máximos del PSOE de hace unos años con la mayor subida de impuestos de la historia. Es cierto que hay unos destellos liberales: privatización de la gestión sanitaria en Madrid y la minireforma laboral, pero ¡Dios santo! Si el PP es el partido ultraliberal estamos listos.

En cuanto a UPyD no es más que otro partido socialista, pero un poco más respetuoso con la Constitución.

.

4.- Pagando la energía más cara del mundo.

Y por increíble que parezca sigue la burbuja de las renovables que aunque no lo sepa la gente es mucho más grave que el rescate bancario. No pido que se eliminen las primas pero lo que es inaudito a estas alturas es que se sigan inscribiendo nuevas centrales eólicas, fotovoltaicas o termosolares.

.

CONCLUSIÓN: Cada vez peor.

Por mucho que se quiera vender que “lo peor ya ha pasado”, que la recuperación está “a la vuelta de la esquina”, que 2014 será el año de la recuperación, lo cierto es que mientras no bajen los precios no es posible salir de la crisis. Una inflación del 3 % es incompatible con una recuperación económica.

La paciencia de la gente se agota. Se ha perdido el año 2012, y ya van cinco años. Ha pasado el primer año de gobierno del PP y en el que tendría que haber hecho todas las reformas y casi lo único que se ha hecho es subir los impuestos a lo bestia.

La otra medida, que es la reforma laboral, es un cierto éxito desde el momento en que se han moderado las subidas salariales y mejorado la balanza por cuenta corriente pero ¿Por qué no se sigue por esa vía? Si total da igual, los sindicatos y la izquierda extrema y la extrema izquierda van a tomar la calle.

El problema es la falta de convicción de la gente del PP que no son en absoluto liberales y ya no digamos de la gente en general, que lo es aún menos. España es un país de mafias y de grupos de presión, de enchufados y de camarillas, donde todo el mundo espera que el Estado le proteja y nadie quiere la “intemperie” de la libre competencia. Esa es la tragedia.

Todo es política y economía. Si no somos uno de los países más ricos del mundo no es porque seamos más tontos o más feos sino porque se ha educado a la gente en el socialismo durante décadas.

El exceso de déficit y el desafío nacionalista van a ser una amenaza durante todo el año. ¿Tendrá Rajoy la determinación de recortar los gastos del Estado y de aplicar la ley en las autonomías? Me temo que no y dentro de un año estemos hablando de intervención económica y política.

Mientras los medios de comunicación de “calidad” seguirán con sus memeces de siempre… y desde aquí les seguiremos dando caña.