Home Política Grandes éxitos de la planificación socialista.

Grandes éxitos de la planificación socialista.

escrito por Arturo Taibo 18 abril, 2012

Siempre que se habla de inversiones del Estado, en especial en periodos de crisis económica, se da por supuesto que esas inversiones van a ser acertadas. No es que necesariamente las inversiones privadas sean acertadas, sino no quebrarían negocios, pero las inversiones públicas rayan a veces en el absurdo y el despropósito.

En la historia que les voy a relatar, absolútamente verídica (lean los enlaces), intervienen todos los estaméntos públicos: Ayuntamiento, Comunidad Autónoma, Estado central y UE.

Erase una ciudad al norte de España, Gijón, en la que varios prebostes públicos decidieron hacer una serie de inversiones. Primero un metrotrén. Bueno en realidad lo primero fue un ambicioso plan de soterramiento de vias de tren y construcción de una nueva estación de ferrocarril y otra de autobuses, lo que en politiqués se llama una estación intermodal.

Pero aprovechando el soterramiento de vias el entoces Ministro de Fomento, el gijonés de adopción Francisco Alvarez Cascos, decidió acometer una prolongación del tren de cercanias que proviene de Oviedo o Avilés y hacer una prolongación que atravesase la ciudad desde el centro hasta el este de la ciudad, el proyecto se denominó popularmente metro trén.

Pero no eran los únicos que tenían grandes proyectos para la ciudad. En la UE decidieron que había que construir grandes super puertos en el norte de España y una de las ciudades agraciadas fue Gijón y dedicieron subvencionar con 500 M€ la ampliación del puerto de El Musel.

Y finalmente el Ayuntamiento de la ciudad quiso sumarse (más aún) a la fiesta y construir un inmenso polígono industrial de 4 Km2 en la zona oeste del concejo, más o menos entre Gijón y Avilés. Para que dicho proyecto, en el que según la alcaldesa socialista se iban a crear 10.000 puestos de trabajo, tuviese algún sentido había que construir un enlace en forma de una pequeña autopista de unos 6 Km para comunicar la zona industrial con la zona portuaria y de ferrocarriles de Gijón. Y además un enlace con la autopista. El proyecto fue denominado ZALIA (Zona de Actividades Logísticas e Industriales de Asturias) Mola, ¡Eh!


Pero no se queda ahí la cosa. El viejo HUCA (Hospital Universitario Central de Asturias), sito en Oviedo, no daba más de si y se decidió hacer uno nuevo

A principios de la década pasada empezó la obra del túnel del metrotren, tras diversos problemas en el subsuelo que obligaron a cambiar el recorrido del túnel, y al cabo de cuatro años y medio y más de 100 M€ gastados se concluyó la obra. Estamos en el año 2005, y llega el PSOE de Zapatero al poder, y el túnel de 3,9 KM de largo está terminado pero claro sin estación, ni entrada para los trenes pues no vale para nada. Eso sí en su mantenimiento se gastan 227.000 al año de Fondos europeos.

Para financiar la nueva estación intermodal del centro de Gijón, el soterramiento de las vías y un conjunto de parques en la zona liberada por las antiguas vías y estaciones (la del centro y la de Jovellanos) se creó la sociedad GIJÓN AL NORTE..

¿Y cual era el objeto de Gijón al Norte? Pues lo que se denomina “especulación inmobiliaria”: una vez demolidas las estaciones y levantadas las vías quedaba en el centro de Gijón un inmenso solar de casi 200.000 M2 en el que según el Plan General Urbanistico se podían construir entre 1.400 y 1.600 viviendas. Y de la venta de los terrenos se espera sacar unos 267 M€, a unos 178.000 € la vivienda sólo por el valor del solar, añádanle los costes de construcción y los beneficios y nos encontramos con 1.600 viviendas a unos 300.000 € cada una. Eso obviamente en los tiempos de la burbuja 2005, 2006, 2007 tenía algún sentido pero a partir de 2008 es absurdo. Y más aún en una ciudad como Gijón con una población superenvejecida y un tamaño medio (280.000 habitantes).

El resto del dinero necesario (39 M€) lo pondría el Ministerio de Fomento.

Pero además el ilustre bachiller y Ministro Blanco decidió aumentar la apuesta y prolongar el metrotrén otros 3 Km., crear cinco estaciones de metro y todo por un coste de 360 M€ que se financiarían con una concesión a una empresa privada que realizaría la obra y luego cobraría un canon.

En total 772 M€:

106 M€ del primer tramo de metrotrén + 267 M€ que se obtendrían de la subasta de los terrenos liberados por las vías que se invertirían en la nueva estación intermodal y en el soterramiento de las vías + 39 M€ que aportaría el Ministerio de Fomento + 360 M€ que aportaría una empresa privada para la prolongación del metrotrén y la construcción de las vias, electrificación y cinco estaciones de metro , que luego cobraría a través de un canon. = en total 772 M€.
.

EL SUPERPUERTO DE EL MUSEL.

A algún genio de la UE se le ocurrió que Gijón tenía que tener un superpuerto y destinó una partida de 500 M€. En realidad el puerto de Gijón no necesitaba de ninguna ampliación. El Musel es fundamentalmente un puerto granelero de hierro y carbón destinado a las centrales electricas térmicas de carbón asturianas y para las acerías de Arcelor-Mittal. A parte de eso una mínima parte de tráfico de mercancías y una linea de Ferry con Francia y con las instalaciones que tenía antes de la ampliación había de sobra.

Pero además en la gigantesca explanada que se iba a formar entre el espigón del puerto y la dársena, en la que podían (y pueden porque la obra se terminó el año pasado) atracar a la vez tres supergraneleros de 300 metros de largo cada uno, se iba a constuir una resgasificadora con su pantalan para descargar el gas natural, una fábrica de biodiesel y un parque eólico.

El presupuesto inicial de 500 M€ se disparó hasta los 623 M€ porque alguien calculó mal la composición de los terrenos cercanos al puerto y en vez de extraer el material de relleno de allí hubo que traerlos de canteras del interior de Asturias. Y el montón de camiones transportando los materiales de relleno costó esos 123 M€ (aunque las constructoras reclaman hasta 92 M€ más y la cosa está pendiente de juicio).

Al final la nueva dársena del superpuerto está vacía, de la fábrica de biodiesel ni se plantea la construcción ante la caida del precio del biodiesel, el parque eólico tampoco ni se ha proyectado y la regasificadora en la que se han invertido 300 M€ está paralizada puesto que la crisis ha frenado la construcción de nuevas centrales de gas.

En total de inversión que para lo único que ha servido es para que la línea del horizonte de la playa de Gijón se vea interrumpida por un enorme muro y dos gigantescos tanques para almacenar gas que están vacíos.

Pero la cosa pinta peor. Debido a la deuda que se asumió la autoridad portuaria por el sobrecoste de las obras ahora se ve obligada a subir sus tasas a los barcos en un 30 %. De hecho de los 50 M€ de presupuesto del puerto de El Musel el 40 %, 20 M€, se dedica al pago de intereses y principal del crédito pedido para finalizar las obras, mientras que los ingresos no sólo no han aumentado sino que han disminuido debido a la menor demanda de hierro y carbón. Además esta subida de los costes de amarre de los buques perjudicará el mantenimiento de las instalaciones de Arcelor-Mittal, lo que nos faltaba a los asturianos.
.

LA ZALIA.

Se acuerdan de la Zona de Actividades Logísticas e Industriales de Asturias, la rimbombante ZALIA. Pues bien el famoso enlace con la zona portuaria y ferroviaria de Gijón al que se comprometió el Ministerio de Fomento del sr Blanco nunca se hizo.

La sociedad que el Ayuntamiento de Gijón creó para desarrollar el proyecto pidió un crédito de 90 M€, expropió la primera fase del proyecto, se metieron las máquinas para nivelar los terrenos y se pagaron los intereses. ¿Ingresos? Hasta ahora han vendido una parcela por valor de 700.000 € y difícilmente venderán más debido a la crisis y a la falta de accesos.

Mientras las fases 2, 3 y 4 del proyecto, otros 3 Km2 están paralizados en un embrollo en los juzgados y por la falta de dinero dado que el crédito de 90 M€ casi se ha gastado y no hay ingresos. Y en la fase 1 no se ha colocado hecho ni un m2 de viales.
.

UN INMENSO SOLAR EN EL CENTRO DE LA CIUDAD.

En cuanto al soterramiento ferroviario las obras están paralizadas, dado que el Ministerio de Fomento no ha aportado ni un euro y nadie está dispuesto a comprar ningún solar al precio que los quería / quiere vender el Ayuntamiento. Mientras se ha construido una nueva estación provisional (13 M€ más otros 8 M€ en desviar las vías hasta la nueva estación) dado que las antiguas se han derribado o van a serlo, por valor de y los autobuses siguen llegando a una estación en semiruinas desde hace diez años.

Gijón al norte, la sociedad que iba a vender los terrenos y construir la nueva estación debe 36 millones de los que ha gastado más de 22 en demoliciones y bastante tiene con pagar los intereses de la deuda.

En cuanto a los casi 4 Km de túnel construidos pues ahí están haciendo las delícias de las ratas de la ciudad.

Más de 130 M€ que están enterrados y nunca mejor dicho.

Y como no se ha construido una nueva estación de autobuses se tiene que seguir utilizando una estación ruinosa que ya ha estado a punto de costarle la vida a varias personas.
.

EL HUCA.

Pues el HUCA (Hospital Universitario Central de Asturias) se ha terminado, aunque con un importante sobrecosto y con retraso…

pero ahora resulta que ¡No hay dinero para los equipamientos!

El problema está en vías de solución pero el HUCA lleva casi un año cerrado y no se espera su puesta en funcionamiento hasta dentro de otro año.
.
.

RESUMEN DE UN DESASTRE.

Si sumamos las inversiones tenemos:

623 M€ invertidos en El Musel (y otros 92 M€ que reclaman las constructoras)
300 M€ en la regasificadora de El Musel.
90 M€ invertidos en la ZALIA.
30 M€ invertidos en la demolición de estaciones y levantamiento de vías ferroviarias.
13 M€ en la construcción de una estación de ferrocarril provisional.
8 M€ en el desvío de vías ferroviarias.
22 M€ en demoler la antigua estación y levantar la playa de vías del centro de la ciudad.
105 M€ invertidos en 3,9 Km de tunel del metrotrén.
300 M€ invertidos en el HUCA.

Total 1.491 M€ (la población del Principado de Asturias es de un millón de habitantes dividan ustedes).
.

Y qué tenemos a cambio:

– Un superpuerto vacío.

– 1 Km2 de terrenos baldíos para la construcción de naves industriales que nadie quiere y que no tienen accesos.

– Un solar de 200.000 m2 en el centro de la ciudad que nadie va a comprar ni siquiera aunque bajen el precio porque la ciudad está llena de pisos nuevos y seminuevos vacíos.

– Una estación de autobuses en ruina.

– Una estación ferroviaria provisional.

– 3,9 de Km de tunel ferroviario sin trenes que nos en cuesta mantenimiento casi un cuarto de millón de euros al año.

– Un hospital nuevo que todavía no se ha podido abrir porque no hay dinero para equipamientos.

Y los prebostes que han pergreñado estos desatinos siguen en su mayoría viviendo del dinero público, algunos como el anterior Presidente del Principado de Asturias sr. Vicente Álvarez Areces de senador ni más ni menos.

¿Pero qué se podía esperar? Los gestores de estos inventos nunca han sido empresarios, ni saben mucho de economía ni siquiera tienen un mínimo y elemental sentido común… lo que sí saben es ganar elecciones, ¡Qué se le va a hacer!
.
.
SOLUCIONES

Pero no todo está perdido.

La gigantesca dársena de El Musel se puede convertir en el mayor puerto deportivo de Europa.

Si bajamos los impuestos a las empresas (y se bajan un poco el precio del suelo) podemos convertir el centro de Gijón en un centro financiero que ríete tú de la City de Londres.

Y ya puestos y como hay que vender propiedades para la gente que atraque sus barcos en El Musel y trabaje en el centro financiero de Gijón reconvertimos la Zalia en una Somosaguas del Norte.

Y con un poco de suerte sacamos dinero para acabar las obras de la estación intermodal y el metro trén.

Son ideas, para que luego digan que sólo critico.