Home Miscelánea ¡¡Exclusiva DE!! Descubrimos el medio de transporte usado por Ehrlich para recoger el Premio Ramón Margalef

¡¡Exclusiva DE!! Descubrimos el medio de transporte usado por Ehrlich para recoger el Premio Ramón Margalef

escrito por Burrhus el elefante neocon 4 noviembre, 2009

Hace 41 años, un entomólogo estadounidense llamado Paul R. Ehrlich publicó un libro llamado The Population Bomb. Este libro es uno de los grandes causantes de las inmensas chorradas ecologistas que tenemos que soportar. En él se decía que la población estaba creciendo a tal velocidad que era imposible que no acabara ocurriendo una hambruna a escala planetaria (la pifia de Malthus, vaya). Con la sana intención de echar unas risas, me permitirán que fusile de la Wikipedia alguno de estos errores.

“the battle to feed all of humanity is over … In the 1970s and 1980s hundreds of millions of people will starve to death in spite of any crash programs embarked upon now.”

“India couldn’t possibly feed two hundred million more people by 1980”

En su época, a pesar de la lluvia de críticas que caerían sobre aquellos que se atrevieran a cuestionar las profecías apocalípticas de Ehrlich, el Club de Roma y compañía, unos pocos se atrevieron a dar un paso al frente. El más conocido, Julian Simon. Lo que pasó después fue algo que motivó al ecologista Bjorn Lomborg a cambiar de postura al respecto: Ehrlich y Simon hicieron apuestas sobre el precio de varios recursos naturales. Mientras que el liberal Simon decía que bajarían, Ehrlich mantuvo la postura contraria. Simon las ganó todas. Sin pretenderlo, Simon encontraría en Lomborg a su sucesor gracias a ganar esas apuestas.

El caso es que Paul Ehrlich sigue vivito y coleando en Barcelona. Y, por desgracia para nuestras carteras y cerebros, también ha encontrado compañeros de viaje. Me refiero a los amigos del Optimum Population Truts (OPT). Alguno de sus miembros más importantes, además del propio Ehrlich, son Jane Goodall, Roger Martin o David Attemborough.

Lamentablemente Germánico no ha encontrado la ocasión de hacerle una entrevista al bueno de Paul, pero Rafael Méndez, periodista de El País, sí ha hecho un artículo. Se trata de una de las mayores colecciones de majaderías que uno puede leer en su vida. Permítanme exponer la prueba de que la insultante abundancia de pruebas hacia algo no significa que haya gente que dude:

“Cada pareja que decide tener un tercer hijo amenaza el equilibrio ambiental”.

Roger Martin.

[Reclamamos que la ONU] “reconozca lo que es un hecho, no una opinión: que el incremento de la población aumenta el número de emisores de CO2 y de víctimas del cambio climático”.

Roger Martin.

“Piense en España. Tiene un 20% de paro. Con un 20% menos de pobalción vivirían mucho mejor”

Paul Ehrlich.

En los 60 me decían que no me preocupara por la población porque la tecnología nos pertmitiría alimentar a 5.000 millones de personas. Pero ya somos 6.800. En cualquier caso, la idea de Malthus de que que los recursos son finitos aún no ha sido desmontada”.

Paul Ehrlich.

Éstas son algunas. También responsabiliza al Papa o a la izquierda de que exista en el mundo un tabú respecto del control de la natalidad. Por no hablar del titular de la noticia.

“¡Frena el cambio climático. Toma la píldora!”

No, no me lo estoy inventando. ¿Pensáis que ésto es una locura? Pues esperad a que os diga que recibirá el Premio Ramon Margalef de Ecología de manos del presidente de la Generalidad de Cataluña, don José Montilla.

Yo, en el paro e imaginando lo felices que deben sentirse mis congéneres por mi ausencia, tuve un momento de duda. Salí a la calle y, vagué por toda la ciudad hasta encontrar un sitio donde reflexionar. Y, de auténtica casualidad, habiendo salido de la metrópoli en mi lucha contra la desesperación, averigüé el medio de transporte usado por Ehrlich para llegar desde Estados Unidos a Barcelona.

Canoa

Eso son principios.

  • Luis. T

    Algunas perlas del citado libro:

    Legalizar los “Abortos Obligatorios”. Esto ya es una realidad en China en donde a mujeres embarazadas que ya han tenido un hijo(a) se les ejecutan abortos forzados.

    Esterilización forzada en masa vía alimentación y agua potable a través de drogas para la infertilidad.

    Implantes forzados que prevendrían la concepción en ambos géneros en la pubertad que solo serian temporalmente removidos por el gobierno si es que se les permite procrear.

    Niños(as) que han nacido fuera del matrimonio o de madres adolecentes, sean “incautados” por el gobierno y puestos en adopción. Otra propuesta fue hacer que las madres en estos casos demuestren que son capases de criar a sus hijos, para así efectivamente implementar licencias para procrear.

    Esterilización permanente de aquellas personas que las autoridades juzguen que ya han tenido demasiados hijos(as) o a aquellos que han contribuido al “deterioro social generalizado”.

    Aprobar una ley que criminalice la procreación de más de dos hijos, similar a la política de un hijo en China.

    Un “Régimen Global”, transnacional centralizado que supervise estas políticas a través de una “Policía Global”, régimen el cual además tendría la facultad de dictaminar la cantidad de población de cada país del mundo.

    Shit litlle parrot…

  • daoiz

    Gracias, Luis T (porque no había leído este post, y es interesante saber la tropa de la que se rodea el ZP de allí) y gracias, Burrhus, a toro pasado, por escribirlo.

  • Cordura

    Bien traído eso por Luis T. Hay más. Si lo recuerdo, traeré algún ejemplo.

    Y aquí una influyente web (británica) que va en la misma línea:

    Optimum Population Trust
    http://www.optimumpopulation.org/

    De paso, el genocida Obama parece que tenía una (otra) carta guardada en la manga de su reforma sanitaria:

    http://explayandose.wordpress.com/2010/06/29/estados-unidosla-primera-nacion-en-el-mundo-en-requerir-que-cada-uno-de-sus-ciudadanos-tengan-implantados-en-ellos-un-microchip-de-identificacion-por-radiofrecuencia-rfid/

    http://www.fda.gov/downloads/MedicalDevices/DeviceRegulationandGuidance/GuidanceDocuments/ucm072191.pdf

    Es otra posible vía reductora de población, aparte de totalitaria.

    Saludos.

  • Luis. T

    Buenos días,

    Interesante lo que nos comenta Burrhus acerca de este individuo.

    Esta es una entrada antigua y ya comentada, pero no quería dejar pasar la oportunidad de recordar (supongo que muchos lo sabréis ya) que el tal Ehrlich publicó en 1977 un libro titulado “Ecoscience; poulation, resources, environment” junto al asesor de Obama para temas científicos y tecnológicos John P. Holdren.

    En él abogan por la eugenesia en pos de la conservación del planeta. ¡¡El asesor de Obama es un defensor de la eugenesia!! Para echarse a temblar…

    Un saludo

  • Ijon: No, no… si es que el tío es un figura. Está toda la progresía dorándole la píldora como si sus aportaciones pudiesen ser consideradas positivas para la humanidad. Si me diese por buscar creo que no encontraría ningún artículo de estos en los que se citara, aunque sólo sea de refilon, a Julian Simon. Ahora, de relatar las bobadas que va soltando el campeón, unas cuantas.

  • Ijon Tichy

    Juas, juas, que bueno Burrhus. Dice el tío sobre como reducir la población:

    “Hacerlo de forma humanitaria lleva mucho tiempo. Podrías disparar a un tercio de la población mañana pero no queremos hacerlo así.”

    Todo un detalle por su parte, buen hombre…

    Por cierto, Gengis, muy bueno, creo que ese vídeo ya salió hace tiempo en alguna entrada de Germánico. Que buenos tiempos. ¿Alguien imagina que ocurriría hoy día si algún grupo sacara temas diciendo cosas como “Hoy voy a asesinarte…” o “Ayatollah no me toques la pirola…”? Los censores de lo políticamente correcto iban a tener trabajo. Para su descanso, ahora se lleva más Bisbal y tal y tal…

  • Ijon: La cancha que se le da… uff… entrevista exclusiva y artículo explicativo donde el reparto aparece como única solución. A Simon, que le den.

    Asrone: Ayer compré un kilo de autismo. A ver cuánto me dura. 🙂

    Atroma: ¿No habíamos concluido que la especulación urbanística era mala? Porque a más suelo y menos pisos altos, menos comida.

    Gengis: Me quedé bailando sobre la tumba de alguien.

  • Gengis Kant

    Gensanta! Y yo creía que estas cosas eran humorísticas…

  • Ijon Tichy

    Que un idiota diga bobadas como la del 20%, es normal.

    Que se le dé cancha para que las difunda, es preocupante.

    Que se le premie por ello, acojona.

  • asrone

    Convertirse al natalismo

    http://arvo.net/luis-olivera/convertirse-al-natalismo/gmx-niv881-con9675.htm

    Hace ya bastantes años fue el economista americano Julien Simon, de religión judía, el que se “convirtió” científicamente al natalismo por la fuerza de las cifras contantes y sonantes, dejando atrás una larga trayectoria maltusiana…

  • atroma

    “Cada pareja que decide tener un tercer hijo amenaza el equilibrio ambiental” Roger Martin.

    Pues a ver como lo hacemos, porque resulta que toda tasa inferior a 2,3% hace peligrar la reposición generacional. O bien partimos al tercer hijo en tres partes, lo que conllevaría que dos partes fuesen improductivas, y la tercera debería producir por 7. Y en el peor de los casos, uno de ellos saldría funcionario. Inviable; la tasa actual está en 1,58%.

    Y a todo esto ¿Qué opina zapatero? Porque el tío, bien que da el cheque bebe.

    Siendo menos irónico. ¿Será casualidad que las grandes masas de gente se encuentren en las grandes urbes, donde no parece que haya mucho terreno para cultivar? O habrán caído en que toda la población mundial, incluida india, y el millón de africanos que se incrementa cada 3 meses, cogen perfectamente en el estado de Texas, 10 personas por metro cuadrado. Brasil para suministrarles comida. Y lo demás, para ocio dominguero.

    Como está el patio.

  • Manin: Gracias. Creo que ésta es la primera vez que has comentado uno de mis posts. Cuando llegas a un blog y eres el nuevo, no estás totalmente integrado hasta que comenta uno de tus posts. M’as alegrao er dia.

  • manin

    Ja, como si no hubiera problemas por superpoblación. Vete a la India y mira como vive la gente. De paso, quedate alli y dejanos en paz.

  • Me vais a permitir una pequeña fe de erratas. Las dos primeras pifias que cito aquí no fueron de su libro, sino en el New Scientist, en 1967. Si da lugar a malentendidos, mi disculpa.

  • Dentro de unos años, cuando el inmenso estado del bienestar europeo, que no es más que una esquema de Ponzi – tan denostado luego en ciertos casos -, se venga abajo, los mismos que ahora toman la bandera del control de natalidad, serán los primeros que estarán en contra del mismo, y llamarán irresponsables a los que no tengan hijos.

    Sino recuerdo mal, la cagada de cálculo del Club de Roma fue de cerca de un 25% en el cálculo de población,¿no?. En cuanto al paro, me remito a lo que ha publicado hoy Rallo

  • Pablo el herrero

    Estupendo artículo Burrhus, te felicito. Una magnífica exposición al respecto de cómo cuando una ideología se sacraliza, en su inaugurado altar de los sacrificios necesita víctimas que ofrecer a sus dioses. Y la izquierda, derrotada su ideología en el siglo XX, necesita agarrarse a la que sea con tal de mantenerse en el poder. No es por casualidad su defensa de las leyes del aborto y la eutanasia para acabar con la población “sobrante”. A buen seguro, que ellos no formarán parte de ese porcentaje a exterminar. Como tampoco en su día dicha clase política formó parte de sus gulags.

    …pero a eso nos llevan estos fascistas, totalitarios y psicópatas del buen talante. Y como siempre, la oposición, ni está ni se la espera. Más bien todo lo contrario, en el acto litúrgico de la entrega del premio al tal Ehrlich, asistirá una cualificada representación de la misma.

    Ya sabes como funcionan ahora las religiones del buen talante, a diferencia de la brutalidad manifiesta con la que actuaban en los gulags. Elegido el segmento de población a exterminar, primero se le invita a dicho segmento de población a esta clase de actos sagrados, para que se sienta culpable (en este caso, de haber nacido o de teer hijos); posteriormente, se le mentaliza que firme por anticipado su muerte (en el que caso del aborto, de sus hijos y en el caso de la eutanasia, de ellos mismos); después… es cuestión de esperar el momento propicio para el sacrificio.

    Como ves en esta religión de la muerte, todo es muy aséptico, muy democrático.

    Un saludo,

    Pablo el herrero